Contaminación del río Magdalena con aguas residuales

Comparte

La grave afectación que sufre el río Magdalena por las aguas residuales de la ciudad de Neiva es una problemática que aún no cesa. Actualmente la capital bambuquera no cuenta con el tratamiento de las aguas residuales necesario y que en su efecto  terminan por mezclarse con el imponente río que atraviesa la ciudad, causando así un negativo efecto hacia el mismo.

Neiva no es el único municipio del departamento que no cuenta con el debido tratamiento de aguas residuales; según Aguas del Huila: de los 37 municipios del Huila 17 no cuentan con una PTAR, conviertiendo a Acevedo, Neiva, Algeciras, Pitalito, Garzón, Iquira, Isnos, Oporapa, Paicol, Palestina, El Pital, La Plata, Rivera, Teruel, Colombia, Santa Marta y Tello en los municipios que más contaminan el río Magdalena a nivel departamental.

Existen numerosas alternativas para tratar las aguas residuales, entre ellas se encuentran: Los Filtros Percoladores acompañados de un sistema de tratamiento secundario, los Lodos Activados, la PTAR, etc. Esta última elegida como la opción más viable para llevar a cabo en Neiva.

Tratamiento de aguas residuales. Fuente: AGUASISTEC S.A.C.
Tratamiento de aguas residuales. Fuente: AGUASISTEC S.A.C.

Desde hace 15 años se ordenó la construcción de la obra, y ahora debido a algunos avances se podrá iniciar con la ejecución de la primera fase de una de las plantas residuales pensadas para la capital del Huila, pero que en su totalidad son tres las que se tienen en mente construir, fue así fue como quedó consignado en un pacto de cumplimiento avalado por el Tribunal Administrativo del Huila.

 

 

La obra debía ser ejecutada a más tardar en el año 2011, para poner en marcha por lo menos la primer planta, para que a finales de 2015 se pudiera dar garantías de una solución a la contaminación del río Magdalena, pero  es hasta ahora que se ve luz verde para el inicio de ésta. La obra se diseñó en dos fases con un costo total de 207.433 millones de pesos. La primera fase tiene un costo de 126.868 millones de pesos y la segunda fase, 80.565 millones. Aunque según la gerente de EPN, Gloria Enid Perdomo Quiroga aún quedan faltando112 millones de pesos para la primera fase.

ptar-neiva
El modelo de la planta de tratamiento diseñada para Neiva. Fuente: La Nación.

El alcalde de Neiva Rodrigo Lara Sánchez expresa “Lo difícil de este proceso fue terminar los diseños definitivos y no tener toda la plata. Pero logrando la alianza con un privado llegaríamos al gran objetivo y en 10 meses saldría a licitación. Bogotá es un ejemplo de APP exitoso. Necesitamos que el operador garantice el cierre de recursos y la operación”.

Termina añadiendo que, “En el sueño de la Ptar estamos Neiva y Garzón. Es triste que para proyectos tan importantes los procesos se demoren tanto, lo positivo es que estamos haciendo todo bien y vamos por buen camino con el apoyo de las fuerzas vivas de la región”.

Comparte