El lago del terror

Comparte

En una pesadilla se ha convertido la laguna El Curibano en la comuna 10 de Neiva por la maleza espesa que esta siendo utilizada por los delincuentes como trincheras para cometer sus fechoría

Por: Juan Camilo Ortiz

Hace dos décadas este lugar era el punto de encuentro de los habitantes del barrio Las Palmas, ya que contaban con un humedal en el que se hacían encuentros de integración comunal y familiar por tener un nacedero de agua pura y completamente limpia. Desafortunadamente al pasar los años el panorama empezó a cambiar por el cambio climático  y ahora la laguna es un centro de basura local y un foco de inseguridad.

La razón que aqueja a vecinos y transeúntes es que la espesa manigua de la laguna, sumada al abandono y desprotección por parte de los organismos del estado, se ha convertido en guarida de toda clase de fechorías que van desde atracos, consumo de estupefacientes, actos sexuales y hasta secuestro, como nos lo narró la presidenta del barrio Víctor Félix, Martha Liliana

Según los residentes, la mayoría de los consumidores son jóvenes menores de edad. Los horarios más frecuentes son a partir de la 1:00 de la tarde hasta las 10:00 de la noche.

La empresa Forestal del Huila tiene el convenio 434 del 2016  con la CAM, que contempla el aislamiento de tres humedales, dos ubicados en la zona urbana de la ciudad de Neiva  que son el Curibano y Los colores, el tercero se encuentra ubicado en el municipio de Palermo, el humedal Santa Bárbara.

Pese a que en julio del año pasado la Alcaldía de Neiva junto con otras organizaciones sociales realizaron una jornada de limpieza  y recolección de basura en El Curibano, el panorama no ha cambiado mucho, ya que el pobre encerramiento que se le hizo al lago no ha sido suficiente para controlar la criminalidad que se adueñó de este espacio para cometer delitos.

“Para nosotros es de vital importancia hacer presencia en todos los lugares que nos brindan vida. Las lagunas son ecosistema que benefician a un sinfín de especies, lugares de anidación y alimentación. Por esa razón hemos realizado esta actividad en varias ocasiones en las diferentes lagunas que existen” indicó Gloria Amparo Gutiérrez de Olaya, líder del proceso ambiental de la Alcaldía de Neiva”

Una posible solución para este problema socioambiental estaría en la construcción de un parque bio-saludable donde las personas puedan contar con maquinarias apropiada para hacer ejercicios. Aunque la administración municipal no quiso pronunciarse respecto al tema, los habitantes del barrio Víctor Félix quienes son los más afectados, piden que al menos se estén realizando podas y cortes de arborización de forma constante para que los delincuentes no puedan ocultarse tras la maleza.

Comparte