Unidades de investigación el fénix del periodismo

Comparte

Las unidades de investigación periodísticas fueron pensadas como un respaldo para los periodistas que realizaban trabajo periodístico a profundidad, que en su mayoría era sobre temas que nadie quería tocar. Pero, ¿Por qué surgen las unidades investigativas de los periódicos en la década de los 80’ en Colombia?.

La década de los 80 fue marcada por muerte, dolor y sufrimiento representados en grandes tragedias como el terrorismo mundial, la existencia del sida, terremotos, desastres y guerras, las cuales fueron vividos por todo el mundo, variando en su impacto e intensidad. Sin embargo, también fue una época de grandes descubrimientos y avances que en algunas personas era un símbolo de esperanza para un “mejor mañana”.

Ésta década, también se vio marcada por un devastador terremoto en Ciudad de México y en el mismo año el oceanógrafo Robert Ballard encontró los restos del transatlántico británico Titanic; el 26 de abril de 1986, ocurre el desastre nuclear de Chernobyl; tres años después, sucede la matanza en la Plaza de Tiananmen en China y la histórica caída del muro de Berlín. En fin, el mundo enfrentó y pasó por diversas situaciones, tanto buenas como malas, que de cierta forma afectó lo que sucedía en Colombia.

En nuestro país estos años son conocidos como la década del terror debido a que se encontraba en su periodo más crítico, la violencia era reflejada en todas sus formas: asesinatos, secuestros, masacres, genocidios, entre otros actos que marcaron la vida de cada una de las personas. En este periodo se resalta la participación de actores como narcotraficantes, guerrillas y paramilitares, los cuales utilizaban los crímenes como forma de financiación, eran enemigos tanto del Estado colombiano como de ellos mismos; sin embargo, controlaban gran parte del país, al igual que a la mayoría de los medios masivos de comunicación.

Una de las formas en las que la violencia silenciaba la verdad que los medios transmitían o que la prensa deseaba revelar era callando las voces. La Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP), está construyendo una galería detallada con cada uno de los periodistas que han sido asesinados por razones de su oficio, por el momento han sido reportados 158 periodistas desde el caso de Eudoro Galarza Ossa en Manizales-Caldas el 12 de octubre de 1938 hasta el 13 de abril de 2018 con Efraín Sagarra en Tumaco-Nariño.

En la década de los años 80 fueron asesinados 43 periodistas en diversas partes del país, causando que el miedo se apoderara de las salas de redacción debido a las múltiples amenazas, secuestros y asesinatos. Por muchos años, Colombia ocupó el primer lugar de países donde más asesinaban periodistas y comunicadores. Las órdenes de atentar contra periodistas venían desde todos los frentes del conflicto: narcotráfico, paramilitares, guerrillas, políticos corruptos y fuerza pública, esta última a través de la Brigada 13 del Ejército buscaba infundir el pánico a todos aquellos comunicadores que investigaran más allá de la información que ellos ofrecían.

Según el portal Las 2 Orillas en su artículo “152 periodistas colombianos asesinados en los últimos 38 años”, escrito por Jamir Mina Quiñónez en mayo de 2016, plantea que la mayoría de los periodistas asesinados adelantaban o habían expuesto investigaciones en las cuales evidenciaban corrupción y cuestionaban los procederes de los poderes políticos de turno. Gran parte de los comunicadores asesinados ejercían su labor en medios pequeños o regionales y tenían más libertad de indagar sobre la oficialidad de la información.

Mientras que en Estados Unidos se empezaba a avanzar en las escuelas de periodismo de profundidad, en Colombia, sobre todo en la prensa escrita, era muy difícil hacerlo, por un lado estaban los costos que eso generaba y por el otro la cultura que existía en el periodismo colombiano para no trabajar temas de profundidad. Sin embargo, cuando el periodista toma la decisión de realizar estas investigaciones, revelando la verdad que los grandes poderes no quería que saliera a la luz, se dan cuenta que debido a dichas revelaciones empezaron a ser asesinados; por eso se crean las unidades de investigación. A continuación el periodistas del Diario La Nación y responsable de la unidad de investigación de la misma, Ricardo Areiza, nos habla sobre el origen de estas. 

El Diario La Nación se ha constituido como el primer medio de comunicación que muestra las problemáticas y también los avances y logros de departamentos como Huila, Caquetá, Cauca, Putumayo y Tolima. Desde su creación, el 15 de junio de 1994, ha tenido la dedicación, las ganas de aportarle a la región y el reconocimiento de la comunidad, destacando como los ingredientes que le han permitido seguir con su labor estos 24 años. En el artículo “LA NACIÓN: 23 años construyendo sueños”, se describe a sí misma como ese faro que ilumina y orienta una de las profesiones que cada día es más exigente y está más compenetrada con la sociedad; estamos hablando de la carrera de comunicación social y el periodismo.

Comparte